Etiquetado: black mirror

Black Mirror: Bandersnatch, la primera película interactiva de Netflix

Black Mirror sorprende con el estreno de Bandersnatch, una película interactiva

Venían sonando rumores por las redes sociales. Se hablaba del estreno de una nueva temporada de Black Mirror. Y sí, ha habido estreno en Netflix, pero no de una temporada, sino de una película interactiva. ¿Interactiva? Sí, interactiva.

black-mirror-bandersnatch

Si estás acostumbrado a jugar a videojuegos, la toma de decisiones son un habitual en muchos títulos, pero lo que nunca se había visto es poder elegir el desarrollo de la trama en la misma película, algo que Black Mirror: Bandersnatch ha incluido. La película continúa hablando de distopías aunque esta vez nos traslada al pasado y a un chico que quiere desarrollar un juego interactivo basado en un libro donde la toma de decisiones marca el devenir de la trama.

De esta manera, se presenta en Netflix este ambicioso proyecto que puede ser que marque una nueva tendencia: Hacer al espectador partícipe y que muestre una conducta activa durante el visionado. No nos mintamos, muchos de nosotros (yo la primera), pone de fondo cualquier serie o película mientras nos dedicamos a otras cosas. Pero, con Bandersnatch esto simplemente no se puede hacer. El film te obliga a estar pendiente, cerca del ordenador, del móvil, o del mando de la tele para elegir las opciones que marcarán el devenir del protagonista. Para ello, en el momento de seleccionar qué camino seguir, disponemos de unos pocos segundos para hacer nuestra elección. Si prefieres que Netflix elija por ti, recuerda que la opción seleccionada siempre será la de la izquierda.

Así, durante la duración de la película se podrán ir siguiendo diferentes tramas. Además, en determinados momentos, la trama retrocederá hasta un punto determinado para que puedas elegir otra opción y cambiar el final. De hecho, hay hasta cinco finales diferentes según las elecciones que realices.

Personalmente, la idea de esta película interactiva me ha parecido realmente interesante, no así la trama a la que creo que le falta un poco más de gancho para recuperar la esencia de Black Mirror.

Anuncios

Black Mirror vuelve con White Christmas un especial para pensar en Navidades

Black Mirror lanza un especial de Navidad titulado White Christmas

Black Mirror ha revolucionado el mundo de la televisión gracias a la particular visión que dan sobre un mundo gobernado por las tecnologías. Una realidad que no está tan alejada de lo que pensamos. Hasta el momento se han lanzado dos temporadas de tres episodios cada una que son completamente independientes entre sí. A nivel global he de decir que la segunda me gustó más que la primera.

Y antes de lanzar la tercera temporada, Charlie Brooker creador de la serie, ha lanzado un especial de Navidad con una duración de 90 minutos titulado White Christmas.

black mirror white christmas

La historia se centra en Joe Potter y Matt Trent que trabajan y viven juntos desde hace cinco años en una casa en mitad la nieve. Joe se despierta el día de Navidad y se encuentra con Matt que está preparando la comida mientras suena “I wish it could be Christmas everyday“. Matt le pregunta a Joe que por qué eligió el puesto de trabajo ya que en estos cinco años nunca han hablado del tema. Joe no comenta nada por lo que Matt se anima a contar su historia.

El mundo en el que se desarrolla la historia está dominado por unas lentillas de realidad aumentada que llevan todos los ciudadanos denominadas “Z-Eye“. Matt se dedica a ayudar a hombres a conquistar a mujeres a través de esas lentillas. Elige la ropa que debe llevar el chico, cómo dirigirse a las chicas… Todo lo necesario para que su cliente consiga seducir a la mujer que desea. El cliente en esta ocasión es Harry que se cuela en una de las típicas cenas navideñas donde se fija en Jennifer. Guiado por las instrucciones de Matt, Jennifer y Harry congeniarán y pasarán una terrorífica velada en casa de ella.

Ante tal hecho, Matt recibe el bloqueo por parte de su mujer por lo tanto no la puede ver (aparece como una sombra gris pixelada) ni tampoco puede ser escuchado. Por este hecho, Matt es enviado a la caseta de la nieve pero realmente su trabajo es otro.

Para explicar su trabajo la secuencia comienza en un hospital donde operan a una paciente, Greta, extirpándole un dispositivo azul denominado cookie que tenía alojado en la sien y es introducido en un dispositivo electrónico que tiene forma de huevo. La cookie almacena toda la información relacionada con la conciencia de Greta que desorientada por estar fuera del cuerpo exige a Matt que le de un cuerpo. Una vez que tiene el cuerpo, se niega a aceptar que se trata de una esclava por lo que Matt comienza su proceso de tortura haciendo que las semanas y meses transcurran en segundos.

Una vez escuchada la historia de Matt, Joe se lanza a comentar la suya. Estaba casado con Beth y parecían un matrimonio bien avenido a pesar de que Joe bebía y actuaba de manera infantil. Una noche, y tras la cena con sus amigos Tim y Gita, Joe descubre en la papelera un test de embarazo positivo y rápidamente va a buscar a Beth para comentárselo pero su mujer no está muy por la labor de tener un bebé, discuten y Beth decide bloquear a Joe y abandonar el hogar a la mañana siguiente.

Con el bloqueo aún vigente y sin tener noticias de su todavía mujer, Joe decide ir el día de Navidad a casa de su suegro y descubre que ha seguido con el embarazo y que ha tenido un bebé al que no puede identificar debido al bloqueo. Año tras año, repite la visita hasta que se entera de que Beth ha fallecido en un fatídico accidente de tren y decide ir a casa de su suegro a conocer a su hija ya que el bloqueo se ha levantado al fallecer la madre. Joe, emocionado se acerca hasta su hijo pero descubre que el bebé no es suyo. Hecho una furia y completamente destrozado se dirige al padre de Beth para pedirle explicaciones y preso de los nervios actúa de manera incorrecta lo que provoca que la policía le arreste.

Matt le pregunta a Joe si sabe lo que pasó con el hijo de Beth y dice que no lo recuerda pero tras unos segundos reconoce que él fue el culpable de lo sucedido. Con la confesión se produce un giro de 180 grados donde se descubre la verdadera esencia de Black Mirror.